miércoles, 20 de marzo de 2019

Nunca más (Texto 38)


Al final te acabas dando cuenta de todo. De quién si y quien no. De quién a veces y de quién nunca. Y cómo duele ¿no? Cómo duele ver con otros ojos a la única persona que no habrías querido dejar de mirar nunca. Cómo duele darte cuenta de las cosas. Y lo que más duele, es tener que aceptarlo. Tener que aceptar entre tú y yo a veces, pero nunca más. Qué nos vamos a comer la boca [y algo más],  pero nunca más me vas a comer el corazón. Porque no vas a volver a quererme. Ni yo voy a volver a hacerlo. No puedo volver a querer a alguien que viene y se va cuando le da la gana. Porque cuando vienes creo que eres de los que sí, de los que "joder, parece que le importe". Y coño, quien se va una vez, nunca más debería de volver, y todos lo sabemos. Pero sin embargo seguimos dejando que vuelvan, y que coñazo. Y lo que más revienta es creer que nunca más van a quererte, que nunca más van a poder hacerte sentir tan bien. Y cuando llega alguien nuevo, te acojonas.

Autora: Silvia Maso
Reacciones:

1 comentario: